fbpx

Si tu deseo es comprar un automóvil, ampliar tu hogar o financiar tus estudios y no cuentas con el dinero suficiente para poder hacerle frente a esta nueva obligación, seguramente lo primero que se te viene a la cabeza es pedir un préstamo al banco. No obstante, para poder adquirir este producto financiero tan popular en importante cumplir con una serie de requisitos.

Los requisitos que te solicitan casi siempre son los mismos, aunque depende mucho de la institución que te ofrezca sus servicios. Los requisitos mínimos por lo general son: comprobar ingresos, tener buen historial en buró de crédito y contar con un aval.

 Otro aspecto importante es que los requisitos pueden ir en función del monto que se solicite, recordemos que a mayor monto mayor será el riesgo para la institución, y por esta razón, la tasa de interés será más alta.

También hay que tener en cuenta aspectos como: el tipo de comisiones y/o intereses que se tienen que solventar al momento de solicitar y otorgarse el préstamo. En Estudia Más te damos algunos consejos para que los tengas en cuenta antes de firmar cualquier contrato crediticio.

  1. No pidas mas dinero del que necesitas – cuando solicitas un crédito deberás devolver el dinero que te han prestado, junto con los intereses, comisiones, etc., lo que hará que la suma total que pagarás sea superior al monto que te prestaron. Por ello evita pagar más intereses por capital que no necesitabas.
  2. Has pagos anticipados – esto depende de si la institución tiene o no penalización por estos pagos. Debes tener en cuenta tus ingresos, si pagas cuotas mayores en un plazo de tiempo menor, amortizaras el prestamos antes y resultará muy económico.
  3. No caigas en impagos – es importante que abones las cuotas en el plazo que hayas fijado con la institución ya que, si cubres el pago mas tarde de lo que contempla lo pactado, la institución podría penalizarte con intereses de demora, que suelen ser mas elevados que los intereses ordinarios.
  4. No recurras al dinero rápido o sin garantías/comprobantes de ingresos – hay entidades que ofrecen estos servicios sin necesidad de aportar garantías y/o documentos que comprueben que podrás regresar el préstamo. Debes tener cuidado, ya que podrían cobrarte intereses y comisiones más elevadas que el resto de las instituciones.
  5. Compara diferentes préstamos personales – sin duda para tomar la mejor decisión es necesario comparar, acércate a varias instituciones y pregunta por los planes que te pueden ofrecer.

Antes de pedir cualquier préstamo analiza tu situación financiera, cuál es tu ingreso mensual y cuáles son tus gastos mensuales, cuales de ellos son gastos fijos y cuales son variables. Esto sin duda podrá darte un panorama completo a la hora de tomar la mejor opción en préstamos personales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *